e Curae / Enfermedades y efectos secundarios / Fracturas y Fisuras de costilla síntomas, cómo curarlas y aliviar el dolor

Fracturas y Fisuras de costilla síntomas, cómo curarlas y aliviar el dolor

La lesión de costilla ocurre frecuentemente cuando uno de los huesos de la caja torácica se quiebra o fisura. Por lo general, el traumatismo de pecho es una de las causas más frecuentes por las que aparece una fractura, al igual que las caídas, accidentes o golpes recibidos durante la práctica de deportes.

En la mayoría de los casos, más que una fractura lo que se produce es una fisura. Por eso, es importante la inmediata revisión de un médico especialista, en este caso de un traumatólogo, sobre el área para una rápida rehabilitación y una correcta evaluación del golpe recibido. Una fractura de costilla, puede ser causada por un trauma, tal como accidente o caídas. 

Por lo general, las fracturas en las costillas ocurren en las costillas superiores o medias. Estas, pueden producirse cuando el paciente tiene tos fuerte mucho tiempo. Además, uno de los riesgos de tener fractura de costilla incluye ser un adulto mayor, la osteoporosis.

¿Qué es una fractura o fisura de Costilla?

fisura de costilla sintomas

La fractura de costilla es una lesión frecuente que ocurre cuando uno de los huesos de la caja torácica se quiebra o se fisura. Los bordes irregulares de un hueso fracturado pueden causar daños severos en los vasos sanguíneos u órganos internos principales, como los pulmones.

Por lo general, la recuperación lleva de uno a dos meses en el caso de las fracturas, por eso es importante tener un control del dolor adecuado, para que el paciente pueda continuar respirando profundamente y de esta manera evitar complicaciones pulmonares, como la neumonía. En caso de sentir la más mínima duda de una fractura, no dude en ir a su médico especialista de confianza.

Fractura o fisura de costilla síntomas de alerta

Es importante saber controlar el dolor que produce una fractura de costilla, estos dolores empeoran cuando:

  • Respiras profundamente.
  • Presionas sobre la zona lesionada.
  • Inclinas o giras el cuerpo.
  • Sientes dolor al ejercer presión del esternón (medio del pecho)
  • Dolores de cabeza constantes.
  • Insomnio temporal.
  • Cansancio y dificultad de movimiento.

Muchos de estos síntomas nos ayudan a detectar una posible fractura de costilla, no obstante es importante pensar en algún golpe, caída o traumatismo sufrido en la anterioridad, para corroborar la existencia de una fractura.

En base a esto, es posible sentir dificultad al respirar. La fractura creará dolor en la zona, por lo que al ejercer presión en el esternón, se detectará con facilidad. Este dolor podría propagarse y producir molestias musculares generales (alrededor de la parte afectada) lo cual provoca a su vez cansancio y problemas de movimiento.

A todo esto, se le puede sumar dolor de cabeza, insomnio, debido a que produce un dolor constante en cada respiración, lo que hace muy difícil el reposo y dificultaría el descanso por las noches.

Factores que aumentan el riesgo de la fracturas y fisuras de costilla

Entre los principales factores que aumentan significativamente el riesgo a sufrir fracturas se encuentran los siguientes:

  • Padecer de osteoporosis, hace que sus músculos su densidad te hace más propenso a tener alguna fractura ósea.
  • Practicar deportes de contacto, tales como hockey o fútbol, aumenta el riesgo de sufrir un traumatismo en el pecho.
  • Una lesión producida por un cáncer puede debilitar el hueso y hacer que se sea más propenso a las fracturas.

Prevención de fracturas en la costilla

Protegerse de las lesiones atléticas. Es importante usar el equipo destinado para tu protección cuando hagas deportes de contacto, esto te ayudará a evitar el riesgo de tener caídas desde el hogar. Fortalece tus huesos. Obtener suficiente calcio y vitamina D en tu dieta es importante para mantener los huesos fuertes. El objetivo es consumir 1200 miligramos de calcio y 600 unidades internacionales de vitamina D a diario de alimentos y suplementos.

¿Cómo curar una fractura de costilla? Remedios caseros para aliviar el dolor

  • Los AINE (Analgésicos antiinflamatorios no esteroides) ayudan a reducir la inflamación y el dolor. Los Analgésicos, se pueden obtener sin receta médica. Es fundamental en todo momento consultar con tu médico de confianza, cuál medicamento es el adecuado para ti.
  • Infórmate, sobre cuándo y cuántos medicamentos tomar. Tómalos tal cual como se te indique, ya que cuando no se infieren de la manera indicada los medicamentos antiinflamatorios no esteroides pueden causar sangrado estomacal y problemas renales. Adicionalmente, puedes tomarte un medicamento recetado para el dolor.
  • Algunos de los medicamentos que son recetados para el dolor contienen acetaminofén. Evita tomar otros medicamentos que contengan acetaminofén sin antes consultarlo con su médico. Acetaminofén en exceso puede causar un severo daño al hígado.
  • Asimismo, los medicamentos que son recetados para el dolor ocasionan entre sus efectos secundarios el estreñimiento, en caso de que te afecte este efecto secundario, no dudes en consultar a tu médico sobre cómo prevenirlo o tratarlo.
  • Adicionalmente, un medicamento que sirva como bloqueo de los nervios situados entre las costillas puede ser administrado por tu médico para insensibilizar el área lesionada durante 6 horas. Este se administra en forma de inyección entre 2 de las costillas en el área de la fractura.
  • La tos y respiración profunda son ejercicios que sirven para disminuir el riesgo de que contraiga una infección pulmonar. Abraza una almohada en el lado lesionado mientras hace este ejercicio, para disminuir el dolor.
  • Respira profundo y sostén el aire lo más que puedas, suelta el aire y luego tose fuerte. La respiración profunda ayuda a abrir las vías respiratorias.
  • El hielo ayuda a disminuir la inflamación y el dolor. El hielo también puede contribuir a evitar el daño de los tejidos, usa una compresa de hielo o ponga hielo triturado en una bolsa de plástico, cubre la bolsa con una toalla y ponla sobre su área lesionada por 15 a 20 minutos cada hora como se te indique.
  • Descansa y limita la actividad como se te indique para disminuir la hinchazón y el dolor y ayudar a que sane su lesión. Evita las actividades que pueden causar más dolor o daño a las costillas como tirar, empujar y levantar.
  • Conforme su dolor disminuya, comienza a realizar movimientos lentamente. La cirugía podría ser necesaria si varias de sus costillas están seriamente fracturadas. Por ejemplo, la cirugía es necesaria para un tórax batiente. Las costillas fracturadas se pueden mantener unidas usando placas y tornillos. La lesión a un órgano, nervio o vaso sanguíneo también se puede tratar con cirugía.

Recuerda que si crees que puedes tener una fisura o fractura en tu costilla, es muy importante que acudas a tu médico. En eCurae no podemos evaluarte ni tratarte, debe ser un médico el que te aconseje el tratamiento. Pero si tienes dudas sobre ello, estamos aquí para contestartlas y ayudarte!

[Vídeo] Recomendaciones al paciente con traumatismo costal, fisuras o fractura en las costillas

Vídeo realizado por Asepeyo, mutua de accidentes de trabajo y enfermedades profesionales de la Seguridad Social nº 151, para Asepeyo Portal Sanitario .

Fracturas y Fisuras de costilla síntomas, cómo curarlas y aliviar el dolor
5 (100%) 1 vote

Sobre Sara de eCurae

Licenciada en Medicina por la UCM, estudiante de master en Salud internacional/coperación, y apasionada por ayudar a los demás. Lée mis artículos sobre salud y consejos para una vida sana en eCurae. ¡Entre inyecciones y pastillas siempre saco tiempo para vuestras consultas!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.