e Curae / Enfermedades y problemas de salud / Espinillas internas: ¿qué son y qué hacer con ellas?

Espinillas internas: ¿qué son y qué hacer con ellas?

Las espinillas internas son obstrucciones de la glándula pilosebácea que se encuentra en la dermis. La glándula pilosebácea se obstruye debido a excesiva producción de grasa y a piel muerta retenida, que obstruye los poros y propicia la inflamación e infección del área.

Comúnmente se tiene la costumbre de extraer de forma manual las espinillas internas. En el siguiente articulo te explicare porque NO debemos hacer esto, y que medidas podemos tomar para controlar las espinillas internas.

¿Qué son las espinillas internas y cómo se forman?

Las espinillas internas son un tipo de acné. Estas son aquellas espinillas que no contactan la superficie de la piel, por lo que no drenan contenido purulento hacia el exterior, generan gran inflamación y dolor y no pueden ser extraídas fácilmente a través de una limpieza facial.

La base de formación de las espinillas internas se comparte con la del acné en general: la afectación de la unidad pilosebácea.

En la piel se encuentra en su dermis, una glándula sebácea encargada de la producción de grasa, que tiene función antiséptica y lubricante de la piel. Esta se encuentra unida a un folículo piloso, dando origen al nacimiento de los vellos faciales y corporales.

Lo que ocurre en las espinillas internas, es que la piel muerta y la grasa que forma las glándulas sebáceas, obstruyen el conducto de la unidad pilosebacea, dando lugar a una inflamación e infección por un germen, el propinebacterium acnés, que propicia la aparición de acné y espinillas internas.

Es frecuente encontrar espinillas internas en personas predispuestas a presentar acné moderado a severo, y estas pueden encontrarse en la cara, los hombros, el pecho y la espalda.

Algunos factores propician la aparición de las espinillas internas, como el ciclo menstrual, la adolescencia, la exposición al sol, el uso de productos como maquillaje y lociones comedogénicas, la mala alimentación, entre otras.

¿Cuántos tipos de espinillas internas existen?

Las espinillas internas pueden presentarse como varios tipos de lesiones e incluso complicarse como verdaderas lesiones que ameritan drenaje, a saber:

  • Nódulos: se forman masas duras, uniformes, bajo la piel con cierta inflamación que se expresa al exterior. En la mayoría de los casos estos deben ser removidos con técnicas especiales por dermatólogos, al realizar una limpieza facial.
  • Quistes: al progresar el proceso infeccioso de la unidad pilosebacea, la lesión se llena de líquido (pus) pero este no es capaz de drenar al exterior, formando un real absceso.

En este caso es necesario indicar antibióticos y drenar las lesiones.

¿Cómo evitar que me salgan espinillas internas?

Para evitar las molestas y dolorosas espinillas internas podemos seguir una serie de pasos, en especial si no sufrimos de acné que amerite atención médica especializada.

Limpieza facial

Los productos seleccionados para la limpieza facial y corporal son de especial interés, ya que la mayoría de los productos comerciales son comedogénicos, es decir, propician que el poro se obstruya y se formen las espinillas internas.

Para prevenir esto, de manera ideal se deben seleccionar productos no comedogénicos e hipoalergénicos para realizar la limpieza facial y del área corporal afecta a diario. La limpieza debe consistir en frotar la loción y aclarar posteriormente con abundante agua.

La limpieza se debe realizar dos veces al día, con un secado suave con pequeños toque y se debe evitar tocar el área continuamente, para disminuir la transferencia de grasa y suciedad de las manos a las zonas afectadas por las espinillas internas.

Cuando ya existen las espinillas internas bajo ningún concepto deben ser extraidas manualmente, y este procedimiento debe ser realizado por expertos que decidan cual es el momento ideal y si realmente es necesario.

La mayoría de las espinillas internas desaparecen al mejorar las condiciones higiénicas y no ameritan procedimientos invasivos.

Protección solar

Se debe evitar exponerse al sol de 10 am a 4 pm de manera directa y sin protección. La protección consiste en el uso de filtros solares, para pieles grasas se prefiere el gel, para piel seca la loción.

También se utilizan vestimentas de colores oscuros, que cubran las áreas corporales afectadas y el uso de gorros, sombreros y sombrillas, de ser necesaria la exposición al sol.

Uso de cosméticos adecuados

La utilización de productos cosméticos o maquillajes de tipo hipoalergénico y no comedogénico es lo ideal en las personas que presentan espinillas internas. Esto mantiene los poros limpios y evita la obstrucción de la unidad pilosebácea.

¿Qué hacer con las espinillas internas?

Las espinillas internas no pueden extraerse con las manos. Debido a su profundidad, su extracción implica aplicar una presión tan grande que el contenido que se encuentra en la dermis atraviese hasta llegar a la epidermis, además de romper la epidermis para producir la salida.

Esto produce infeccion en la piel debido a las bacterias que normalmente se encuentran ahí y en las uñas. Aun tomando las medidas higiénicas adecuadas como el uso de guantes estériles y soluciones antisépticas, existe el riesgo de que los gérmenes migren por contigüidad posteriormente a las zonas expuestas.

Por tanto ¿Qué hacer ante las espinillas internas?

La recomendación es adecuar la piel para encontrarse en óptimas condiciones, lo cual abrirá los poros, regulará la producción de grasa y evitará las espinillas internas.

Inicialmente se realizará la limpieza facial con jabón adecuado a tu tipo de piel, dos veces al día. Usar jabón con control de grasa y ácido acetilsalicílico es ideal.

Posteriormente, y en especial en las pieles grasas, el uso de un tónico facial contribuye a mantener la piel en óptimas condiciones.

Dependiendo del tipo de producto, se realizaran exfoliaciones interdiarias o semanales, para abrir los poros y evitar las espinillas internas.

En caso de ya presentarlas, existen productos de aplicación local, con base en acido benzoico y acetilsalicílico, que desinflaman el área y producen alivio de los síntomas.

No debes olvidar el uso de bloqueador solar adecuado para tu tipo de piel, este debe aplicarse varias veces al día, dependiendo de tu exposición y tu producto.

Las espinillas internas y el acné pueden controlarse, de lo contrario, es necesario que acudas a un especialista en dermatología para que te oriente sobre los mejores productos para tu tipo específico de piel.

Sobre Dra. Claudia C. Navarro S

Médico Cirujano egresada de La Universidad del Zulia, especializada en Pediatría-Puericultora. Me encanta escribir y aconsejar sobre salud. Será un placer atender a cualquier consulta que tengáis a través de la página de contacto para pacientes!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.